Usted está en:

Innovación y diseño, el vendedor invisible de los envases y empaques colombianos en el exterior

Innovación y diseño, el vendedor invisible de los envases y empaques colombianos en el exterior

Los envases y empaques hechos en Colombia se han convertido en una solución para el mercado internacional de alimentos, cosméticos y consumo masivo, sectores que demandan constante innovación y diseño, dos características que se han constituido en el vendedor invisible de los productos colombianos en el exterior.

“Estar a la vanguardia en diseño es muy importante porque los productos tienen ciclos de vida muy bajos. Si tienen éxito la competencia no tarda mucho en copiarlos y dejan de ser innovadores. Por eso estoy en Colombia”, afirmó Daniel Riadi, gerente general de Foodpack, empresa chilena importadora de empaques plásticos.

El buen nombre del país como proveedor motivó la visita de Riadi y otros 32 compradores internacionales a Andinapack 2013 en Corferias, donde participaron en la rueda de negocios que organizó PROCOLOMBIA con 50 exportadores colombianos.

“Siempre encuentro proveedores calificados que no improvisan el buen nivel que tienen. Además, hay muy buena oferta de materiales para empaques y máquinas”, señaló Cristian Donoso, de Ecuador.

De acuerdo con María Claudia Lacouture, presidenta de PROCOLOMBIA, los participantes internacionales reportaron expectativas de negocios por US$19,4 millones, “confirmando los factores competitivos del país en este sector, entre los que se destacan el diseño de los productos, la variedad y la constante innovación de los empresarios nacionales”.

Casos de éxito con diseño e innovación

Fueron varios los casos de innovación durante la feria. El grupo Phoenix, por ejemplo, lanzó al mercado unas botellas de aluminio hechas con una técnica de destrucción por impacto. “Es un producto 100 por ciento reciclable y entre las ventajas está que la percepción de frío es mayor que en una botella de vidrio y que no hay casi roturas en el transporte”, explicó Camilo Mora, representante de la empresa bogotana que exporta a 33 países, desde Canadá hasta Argentina.

Para Andrea Ramírez, encargada de nuevos productos y tendencias de mercado en Phoenix, la clave ha estado en el diseño. “Es efectivamente un vendedor silencioso y es la celestina entre el producto y el consumidor final porque es el que está comunicando constantemente en los anaqueles”. Innovación y diseño, el vendedor invisible de los envases y empaques colombianos en el exterior

Las empresas colombianas, incluso, están siendo reconocidas internacionalmente por sus propuestas creativas. El caso de ImasD, de Medellín, es uno de los más representativos luego de obtener el Pentawards 2012 y el Dieline Package Designe Awards 2013, dos de los premios más importantes a nivel mundial para la industria de empaques. “El éxito está en que nuestra oferta de servicios es integral y en que entendimos que hay muchísimas oportunidades de negocios. Casi todo los productos necesitan un empaque y todos estos requieren de un diseño”, aseguró Carolina Alzate, diseñadora de la empresa.

Pero los compradores exigen también en el tema de materiales, lo que ha sido aprovechado por empresas colombianos como la antioqueña Alico, la cual hoy exporta  empaques flexibles a 15 países. “Es en lo que estamos innovando, ofreciendo contraste de materiales mate con brillantes, mate con metalizado y bolsas con formas. El reemplazo de rígidos es cada vez más fuerte porque el mercado demanda más vida útil que el vidrio o una hojalata”, explicó Álvaro Arango, gerente de exportaciones.

Tendencias y oportunidades

Canadá, Estados Unidos, Perú, Suráfrica, Triángulo Norte y Chile son algunos de los mercados en donde PROCOLOMBIA ha encontrado oportunidades de negocios para exportar empaques y envases.

A nivel general, hay nichos de mercado como el del consumidor consciente del medio ambiente por lo que se han venido dando desarrollos con nuevas resinas o procesos para lograr la reducción de material y una mayor eficiencia en el consumo de agua y energía. Países como Canadá y Suráfrica son los que más exigen en este tema.

“También hemos visto que la población de adultos mayores ofrece una oportunidad con productos dirigidos especialmente para ellos”, añadió Andrea Ramírez, de Phoenix.

En Chile el potencial está en la industria alimentaria de consumo masivo y la cosmética y farmacéutica, en donde el empaque y la presentación del producto se son un valor agregado. Se ha detectado demanda en bandejas desechables para empaque de cárnicos y pescados, así como la de cajas plegadizas para la industria farmacéutica y alimentaria.

“Los exportadores colombianos tienen que saber que Chile tiene un nivel de consumo y en general un nivel de bienestar muy alto. Eso ha hecho que la gente pueda comprar productos más costosos, entonces si antes un plato plástico tenía unas características más bien bajas en términos de la calidad, ahora están exigiendo un producto de mayor calidad, que sea más rígido y que no se rompa”, añadió el comprador chileno Daniel Riadi.

Otro nicho es el de empaques para aquellos consumidores que no disponen de casi tiempo para comer, un nicho evidente en países como Estados Unidos, donde  se han identificado necesidades de productos como empaques y películas de polietileno y PVC para envolver, hornear y aislar alimentos, vasos y envases plásticos para la industria alimenticia, entre otros.

Triángulo Norte, por su parte, demanda cajas plegadizas, tapas y contenedores, dirigida principalmente al sector de alimentos y farmacéutico. Diseños, formas, tamaños y colores son un factor diferenciador.

 

Chat
-